Ya en alguna reseña había comentando que casi no me gusta leer libros de terror o suspenso, porque al ser una lectora asidua han de saber, que, realmente me meto tanto en ella que me imaginó, vivo cada parte de la lectura como si estuviera ahí. Perooooo llegó a mis manos un libro maravilloso, el cual corresponde a la letra Z de los pasillos de esta maravillosa Biblioteca de EnTodoMx…

Sí precisamente habló de un libro de Zombis, ELLAS SE ESTÁN COMIENDO AL GATO de editorial Tusquets el cual fue escrito por Miguel Ángel Manrique y se los recomiendo ampliamente porque…
Este periodista que va narrando las historias a su jefe desde los lugares por donde va pasando al querer salvarse y no ser devorado por los Zombis, se enfrenta a todo tipo de aventuras cada vez que trata de cruzar una ciudad para llegar hasta el lugar en dónde se supone que aún existen humanos que no devoran humanos. Él es el último periodista y tiene una misión que cumplir, salvar su vida, aunque sea tan difícil.

Los diferentes relatos realmente te ponen los pelos de punta pensando que pasaría si fuera nuestra realidad, ¿cómo nos salvaríamos los humanos? ¿qué comeríamos? ¿Dónde viviríamos? Pero sobre todo lo más importante ¿Qué hacemos si vemos a alguien de nuestra familia convertido en Zombi?.
Nuestro protagonista nos va platicando todo lo que va sucediendo y lo sabemos porque sus relatos los hace llegar a su jefe T por medio de una paloma mensajera que hasta ahora ha logrado sobrevivir, así nos enteramos de cómo conoció al perverso cazador de muertos vivientes, al niño que sobrevivió con la ayuda de un personaje que nunca se supo quién era. La maravillosa historiadora que sabe de todo acerca de estos muertos vivientes a la abnegada madre que intenta no ser devorada por sus hijos zombis.
El periodista recorre todo un continente ayudado por los consejos de su jefe, los cuales envía a través de la paloma mensajera, pero aún con todos los consejos y todas sus armas le aterra una historia en especial, aquella donde conoce a Liliana y ella le cuenta como junto con su madre es que tuvo que comerse a su gato…
“Los límites morales entre los monstruos y los seres humanos son imprecisos. A veces, un monstruo cree actuar como un ser humano. A veces, un ser humano cree actuar como un monstruo”

Te recomiendo escuchar lo siguiente con tu lectura:
https://youtu.be/ydTzfPBw_t

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *